Lo que no sabías de la caries

¿Cómo definirías la caries?

Todo el mundo sabe qué es una caries ya que, seguramente, es la causa de su primera visita al dentista. Los huecos que aparecen en los dientes cuando se come mucho azúcar o no se tiene una buena higiene dental.
Pero ¿sabes cómo se produce?

En realidad es algo más complejo, pues la aparición de esos huecos son solo la señal de que la caries se está agravando.

Lo que no sabías de la caries

La microbiota

La boca y la saliva cuentan con una serie de bacterias naturalmente presentes, que actúan como barrera protectora frente a otros agentes externos.

Desde un punto de vista evolutivo, los dientes no están diseñados para durar tanto como vivimos. Los avances médicos y científicos han permitido extender rápidamente la esperanza de vida, pero los dientes apenas han tenido el tiempo de evolucionar. Si te interesa el tema, échale un ojo a nuestro artículo sobre los dientes en la historia, donde explicamos la relación que hay entre los cambios alimentarios y los problemas de salud oral, principalmente debidos al desequilibrio de la microbiota.

Pero para no extendernos demasiado, centrémonos en lo siguiente: una buena alimentación y una correcta higiene bucal tienden a mantener esas colonias de bacterias en equilibrio. Un equilibrio frágil, que depende de factores ambientales, genéticos y personales.

¿Entonces, qué es realmente la caries?

La caries es un proceso bacteriano, crónico, que provoca la destrucción de los tejidos calcificados de los dientes: el esmalte, la dentina y el cemento que la recubre.

Más profundamente, es una enfermedad compleja, en la que intervienen muchos factores, y que no se presenta de la misma manera en cada persona.

El Streptococcus mutens es una de las bacterias presentes naturalmente en la boca, la saliva y el biofilm que recubre los dientes. Tiene por función protegerlos, se alimenta de los azúcares residuales que quedan en la boca y, al hacerlo, libera sarro. Ese sarro no es dañino por si solo, ya que cuenta con algunos de los compuestos químicos que ayudan a mantener su función protectora. Sin embargo, se endurece con facilidad, convirtiéndose en placa, y y esa placa sí que facilita la proliferación de otras bacterias también presentes naturalmente, como la Porphyromonas gingivalis,responsable de las enfermedades periodontales.

El consumo elevado de azúcares y la higiene insuficiente debilitan al Streptococcus mutens en algunos puntos, y reducen el PH del biofilm que protege los dientes, provocando así las caries.

¿Qué factores intervienen en la caries?

  • Presencia de placa bacteriana
  • La dieta
  • Higiene bucal
  • Composición de la saliva
  • Genética
  • Factores ambientales
  • Hábitos individuales

¿Dónde suele aparecer la caries?

  • En la superficie lisa de los dientes. Es la menos grave. Normalmente se puede tratar fácilmente si no ha llegado a perforar el esmalte, y se puede prevenir y reducir el riesgo de reaparición con el uso constante de hilo dental.
  • En las fosas y fisuras. Común en los dientes posteriores, que utilizamos para masticar. Una pequeña caries puede avanzar rápidamente, por las mayores dificultades para mantener la zona limpia.
  • En la raíz. Ligada a las enfermedades periodontales diagnosticadas o no diagnosticadas, es más frecuente en adultos mayores. Una caries en la raíz es grave, ya que compromete el diente al completo y está peligrosamente cerca del hueso.

Las fases de la caries

  1. Caries en esmalte. Lesión inicial o mancha blanca
  2. Caries en esmalte con lesión cavitada, o lo que es lo mismo, la aparición del primer punto negro o hueco.
  3. Caries en la dentina. Etapa avanzada en la que la caries ha traspasado el esmalte y ha alcanzado la dentina, comprometiendo áreas más grandes del diente.

La caries como cavidad o como enfermedad

Se suele pensar que la caries solo existe cuando hay una cavidad, es decir, cuando se puede ver un hueco o un punto oscuro en el diente afectado. Sin embargo, la cavidad no es sino el signo visible de que la enfermedad ha avanzado y de que requiere atención inmediata.

La enfermedad consiste en una desmineralización progresiva del diente, que se manifiesta mediante una mancha blanca, diferente al color del esmalte. Esa mancha blanca indica que el biofilm, la película que protege al diente, se ha desgastado, dejando el esmalte expuesto a un medio hostil como el de la boca. Hostil por las bacterias presentes, su PH y la alteración del entorno que hace posible que los ácidos lo penetren.

Y por eso se suele distinguir entre tratar la caries como enfermedad o como cavidad. Tratar la caries como una simple cavidad ( cubrirla sin más) y no como enfermedad solo asegura su continuación.

¿Cómo se trata la caries como enfermedad?

En la mayoría de los casos, el tratamiento de la caries es sencillo. Se elimina los tejidos afectados para frenar el avance de las bacterias, se desinfecta y se tapa la cavidad. En su estado inicial, se puede favorecer la remineralización del diente. Pero recuerda que el esmalte dental no se regenera y por eso se recurre a amalgamas de resina, incrustaciones o coronas dentales.

¿Qué hago si detecto una caries?

Ante todo, prosigue con tu limpieza, poniendo especial atención a al zona afectada. Si tienes dolor o más sensibilidad, utiliza hilo dental y agua tibia para que no aumente, pero en ningún caso la descuides. Es una señal de alerta, que indica que la caries ha alcanzado un nivel que necesita atención urgente.

Muchas veces, la parte visible de una caries es solo la entrada y no muestra su alcance o sus dimensiones reales. Lo cierto es que la cavidad de una caries se agranda diente adentro, y puede comprometer la estructura del diente.

Una caries desatendida puede llegar a destruir toda la corona dental. También puede derivar en una endodoncia, en caso de alcanzar la pulpa dentaria, o incluso en la pérdida del diente.

Si tienes una caries que no molesta, deberías tratarla a la brevedad posible. La caries avanza lenta y silenciosamente en el interior del diente, ahí donde no llega el cepillo, y donde la colonia de bacterias ya se ha establecido.

En la Clínica Arte Sano no solo tratamos la caries como enfermedad multifactorial, sino que estudiamos cada caso en el contexto de la persona y su circunstancia. Y, sobre todo, te daremos toda la información que necesitas para que tu próxima visita sea tu última urgencia 🙂

Add Your Comment